La información que aparece en este sitio web está destinada únicamente a inversores profesionales/asesores financieros.

La información que contienen estas páginas no debe ser utilizada por inversores particulares.

Le recomendamos que lea nuestros “Términos y Condiciones” antes de navegar por el sitio web.

Por favor, haga click en el link que aparece a continuacion para confirmar si es usted un inversor profesional / asesor financiero.

Audiencia/perfil

Resumen del webcast con Pilar Arroyo, especialista de inversiones en el equipo de Renta Fija de M&G Investments

03/04/2020

Por favor tenga en cuenta que los datos que se muestran son preliminares y podrían diferir de los auditados en el informe mensual del fondo.

Actualización macro

Efectos de la COVID-19

Hay pocos datos macro que a día de hoy reflejen el impacto de la COVID-19.

Por el lado de la volatilidad, lo vivido en las últimas semanas es sólo comparable a 2008, que fue el comienzo de la crisis financiera global.

La buena noticia es el repunte de la economía china, cuyo último dato del PMI a finales de marzo de 2020 es de 51 (a partir de 50, se consideran niveles de expansión), en comparación con los niveles de 25 desde el que llegó a estar en febrero.

Respecto al desempleo, en EE. UU., en a últimas semanas se han alcanzado los 6,6 millones de peticiones de subsidio. Esta es una cifra muy superior a lo visto en la crisis de 2008.

La crisis actual no ha sido resultado de una burbuja, sino una de una brusca interrupción autoimpuesta de la demanda. Por tanto, esto se puede traducir en que en el momento en que volvamos a salir a la calle, esta demanda se reactivará. No obstante, hoy en día no se puede saber la forma que tomará la recesión, es algo que iremos viendo conforme vayan avanzando los acontecimientos.

Valoraciones

Nunca antes habíamos visto políticas monetarias y fiscales de la magnitud que se están dando ahora. Además, esta vez la reacción de los bancos centrales ha tenido un impacto inmediato. La razón de esto no es otra que, con el precedente no tan lejano de 2008, los bancos centrales han querido anticiparse.

  • Deuda soberana
    Respecto a la deuda soberana americana, los CDS sí reaccionaron a las acciones de la Fed pero los físicos no, principalmente por falta de liquidez en el mercado. En entornos en los que la liquidez escasea, los CDS son activos más líquidos en el mercado.

    Las acciones de los Bancos Centrales también tienen un impacto en las primas de riesgo de los países periféricos ya que, una vez que el BCE anuncia su programa de compras, estas primas de riesgo se han reducido drástica e inmediatamente.
  • Investment Grade (IG)
    Respecto a la deuda corporativa, concretamente en IG global, vemos una radicalidad del movimiento del mercado que en 2008 llevó semanas y que ahora ha sido cuestión de días. De un día para otro ha habido un repunte por encima de niveles de la eurozona.

    Desglosando estos movimientos por región, vemos que tanto el índice de EE. UU. como el europeo partían de cotizar a los mismo niveles para, posteriormente multiplicarse por 5 en EE. UU. (niveles no vistos desde 2008) y por 4 en Europa (niveles no vistos desde 2012). La diferencia está en que el BCE sí compra bonos corporativos y la Fed todavía no.

    Dentro del crédito europeo IG, el comportamiento ha variado en función de la calidad crediticia, siendo el tramo BBB uno de los más damnificados por ser consideraos como posibles “fallen angels” (ángeles caídos), es decir, los que puedan dejar de ser IG para ser calificados como HY. Así pues, aquí se presenta una de las grandes oportunidades en renta fija. De hecho, en los índices IG de cualquier región, la calificación BBB es la que más peso tiene. No obstante es importante ser selectivo respecto a que compañías BBBs que seleccionamos.

    Por sectores, en Europa uno de los grandes perjudicados ha sido el crédito financiero. En 2019, debido al apetito por yield y con un BCE apoyando en todo lo que hiciera falta, en determinado punto los financieros estaban pagando menos TIR que los bonos corporativos del sector industrial. Esto es una disrupción. Por eso decíamos que los financieros estaban pagando muy caros. Ahora están pagando a una prima de 50 pbs.

    En los próximos meses las compañías potencialmente empezarán a emitir mucha deuda, ya que han estado unas semanas sin hacerlo. Lo que nosotros buscamos son compañías que puedan pagar el cupón y no aquellas que quizás muestren ingresos espectaculares, pero después no puedan pagar su deuda.
  • High yield (HY)
    Los diferenciales estos días se han situado en niveles de alrededor de 900 pbs. Esto quiere decir que están pagando un 9% más que la renta fija soberana (con duraciones de alrededor de 4 años).
    Si lo desglosamos por área geográfica, parece que el HY estadounidense repunta ligeramente más que el europeo, pero hay que tener en cuenta que éste partía de un nivel más bajo. La razón de este mayor repunte es que el peso de la energía en el índice estadounidense es mayor que en el europeo. Con unos precios del petróleo por debajo de los 40 USD por barril, la mayoría de compañías energéticas estadounidenses están en problemas.

    El spread del HY estadounidense es mayor que el europeo porque tiene menor calidad crediticia. Concretamente, en el HY europeo pesan más los nombres BB y por eso lo preferimos. Centrándonos en cifras, observamos que la TIR de HY europeo es del 7,4% frente al 9,3% del HY estadounidense, mientras que la del índice global es del 9,5%.

    Pero, ¿qué están descontando estas TIRs? Lo cierto es que por ahora reflejan un escenario muy pesimista. Concretamente, en el caso del HY europeo, se está descontando una tasa de default a 5 años del 41% y, en el caso estadounidense, del 45%. Sin embargo, es bueno recordar que la tasa máxima registrada hasta ahora es del 30% y que la media acumulada en periodos de recesión es del 18%, muy por debajo ese 40%.

FONDOS DE RENTA FIJA

M&G (Lux) Optimal Income Fund

Contexto

El fondo ha registrado recientemente rentabilidades negativas porque estaba posicionado para un entorno de mercado mucho más positivo que el actual. Los fundamentales en EE. UU. eran muy sólidos y nadie esperaba un tipo de final de ciclo como este.

Antes de comenzar esta crisis teníamos un tercio del fondo en renta fija soberana libre de riesgo, principalmente bono alemán. No estábamos siendo recompensados por tomar riesgo en ese momento, estábamos sobreponderados en bonos core e infraponderados en emergentes y periféricos. El fondo estaba muy corto en duración (1,5 años) frente a los 6 años de su índice comparativo.

Posicionamiento actual

Actualmente se ha subido la duración hasta 3 años y no hasta los 6 del benchmark porque consideramos que, por valoraciones, la renta fija soberana está muy cara. Este aumento de duración se ha llevado a cabo a través de la compra de treasuries estadounidenses a largo plazo. También hemos aumentado nuestra exposición a high yield a través de índices CDS, concretamente a través del europeo iTraxx Crossover. Además, hemos rebajado la exposición a renta variable, cancelando casi por completo todas las posiciones en acciones bancarias, sector que va sufrir mucho por una falta de respuesta fiscal coordinada, sobre todo en Europa.

Por ahora somos cautelosos, ya que consideramos que la volatilidad va a seguir estando presente (al menos a corto plazo, no en el plazo en el que la actividad económica se volverá a reanudar). Si bien es verdad que en China ya están retomando la actividad, no sabemos cuándo esto sucederá en el Occidente. No obstante, una vez llegue esa normalización, se podría esperar un potencial repunte fuerte y rápido.

Conclusiones

En resumen, la exposición actual del fondo a renta fija libre de riesgo es de casi el 40% y hemos aumentado la duración de 1,5 a 3 años. Además, contamos con nuestro equipo de analistas de crédito (el más grande de Europa), por lo cual actualmente tenemos el foco puesto en la calidad.

M&G (Lux) Global Floating Rate High Yield Fund

Contexto

Actualmente, el M&G (Lux) Global Floating Rate High Yield Fund es nuestro fondo de high yield más defensivo, con un YTM del 10%, a 2 de abril de 2020.

Consideramos que se trata de un activo que en condiciones normales tiene menos volatilidad, debido a una duración cercana a cero y con unos spread duration menores. Desafortunadamente, el escenario actual está lejos de ser lo normal y el resultado ha sido que la caída de los FRN ha sido similar al HY tradicional.

Por otro lado, consideramos que el high yield es un activo muy líquido que se puede componer incluso de manera sintética a través de CDS que nos aportan riesgo de crédito y treasuries flotantes que nos dan el componente flotante.

Posicionamiento

En términos de crédito, el fondo está muy bien posicionado, infraponderando los sectores cíclicos y evitando la exposición a AT1, turismo, energía (sólo una posición muy pequeña), etc. En cambio, sí que está sacando partido de otros sectores como salud, consumo retail o telecomunicaciones.

Conclusiones

Como hemos mencionado el fondo tiene por el momento un posicionamiento muy defensivo. Creemos que potencialmente habrá un repunte de las tasas de default pero las medidas políticas y fiscales de gobiernos y bancos centrales están creando un impacto positivo. Finalmente, los spreads ya están descontando un escenario muy pesimista, tal vez demasiado.

M&G (Lux) Euro Corporate Bond Fund

Contexto

El investment grade europeo ha sido castigado en esta crisis pero la acción del BCE parece estar creando un entorno favorable para esta clase de activos.

Posicionamiento

Hemos aumentado el peso en posiciones BBB ya que se han creado oportunidades muy atractivas en este terreno y además se trata de nombres muy sólidos. También hemos aumentado un 4% nuestra exposición a bancos, estando actualmente en alrededor del 27% frente al 29% del benchmark.

Conclusiones

Pensamos que no todas las compañías van a sufrir ni se van a recuperar de igual manera frente a la crisis y por eso es muy importante ser selectivos. Conscientes del potencial repunte de las tasas de default, el fondo invierte principalmente bonos senior secured.

Por otro lado, estamos añadiendo riesgo con cautela. Nuestro enfoque ha sido y sigue siendo tener una cartera de calidad. 

Además, estamos aprovechando las nuevas emisiones de deuda que se están dando tras las medidas del BCE, con oportunidades muy interesantes en nombres sólidos como Carrefour o Coca Cola.

Todos los fondos mencionados permiten el extenso empleo de instrumentos derivados.
Por favor, tenga en cuenta que los datos de rentabilidad YTD que se muestran son preliminares y podrían diferir de los auditados en el informe mensual del fondo.

YTD y anual, a 5 años 
YTD
(%)
2019
(% p.a.)
2018
(% p.a.)
2017
(% p.a.)
2016
(% p.a.)
2015
(% p.a.)
M&G (Lux) Optimal Income Fund EUR A -11,4 6,8 -4,0 4,3 7,0 -1,6
Benchmark1 EUR -5,8 7,8 N/A N/A N/A N/A
M&G (Lux) Global Floating Rate High Yield Fund EUR A-H -17,7 4,3 -2,6 1,6 6,5 -0,4
Benchmark2 EUR -17,9 6,8 -1,3 2,7 11,1 -0,7
M&G (Lux) Euro Corporate Bond Fund EUR A -6,5 5,0 -2,6 3,2 4,4 -1,4
Benchmark3 EUR -6,1 6,3 -1,1 2,4 4,8 -0,4

1Benchmark: Índice agregado 1/3 Bloomberg Barclays Global Aggregate Corporate, 1/3 Bloomberg Barclays Global High Yield, 1/3 Bloomberg Barclays Global Treasury.

El índice de referencia o benchmark es un comparador frente al cual comparar la rentabilidad del fondo. El índice agregado ha sido seleccionado como el benchmark del fondo ya que refleja adecuadamente el ámbito de su política de inversión. El benchmark se utiliza exclusivamente para medir la rentabilidad del fondo y no limita de ningún modo la construcción de la cartera.

Desde el 7 de septiembre de 2018 el benchmark es un agregado de 1/3 del Índice Bloomberg Barclays Global Agg Corporate EUR Cubierto, 1/3 del Índice Bloomberg Barclays Global High Yield EUR Cubierto y 1/3 del Índice Bloomberg Barclays Global Treasury EUR Cubierto.

2Benchmark: ICE BofAML Global Floating Rate High Yield Index (3% Constrained) USD Cubierto.

El índice de referencia o benchmark es un comparador frente al cual comparar la rentabilidad del fondo. El índice ha sido seleccionado como benchmark del fondo ya que refleja adecuadamente el ámbito de su política de inversión. El benchmark se utiliza exclusivamente para medir la rentabilidad del fondo y no limita de ningún modo la construcción de la cartera.

Con anterioridad al 1 de abril de 2016 el benchmark era el Índice ICE BofAML Global Floating Rate high Yield (USD Cubierto). Tras esta fecha, es el Índice ICE BofAML Global Floating Rate High Yield 3% Constrained (USD  Cubierto).

3Benchmark: Índice ICE BofAML Euro Corporate 

El índice de referencia o benchmark es un comparador frente al cual comparar la rentabilidad del fondo. El índice ha sido seleccionado como benchmark del fondo ya que refleja adecuadamente el ámbito de su política de inversión. El benchmark se utiliza exclusivamente para medir la rentabilidad del fondo y no limita de ningún modo la construcción de la cartera.

Los fondos se gestionan de forma activa. El gestor tiene plena libertad para elegir qué instrumentos comprar, vender y mantener en cartera. Las posiciones de los fondos podrían desviarse significativamente de los componentes del benchmark.

Fuente: Morningstar Inc.,base de datos paneuropea, a 31 de marzo de 2020, clases de acciones Euro A y Euro A-H de Acumulación, price-to-price, con los ingresos brutos reinvertidos. 

Para el M&G (Lux) Optimal Income Fund, las rentabilidades previas al 7 de septiembre de 2018 son las del M&G Optimal Income Fund, un OEIC británico autorizado, el cual se fusionó en la SICAV respectiva el 8 de marzo de 2019. Los impuestos y tasas podrían diferir.

Para el M&G (Lux) Global Floating Rate High Yield Fund, las rentabilidades previas al 21 de septiembre de 2018 son las del M&G Global Floating Rate High Yield Fund, un OEIC británico autorizado, el cual se fusionó en la SICAV respectiva el 7 de diciembre de 2018. Los impuestos y tasas podrían diferir.

Para el M&G (Lux) Euro Corporate Bond Fund, las rentabilidades previas al 9 de noviembre de 2018 son las del M&G European Corporate Bond Fund, un OEIC británico autorizado, el cual se fusionó en la SICAV respectiva el 9 de noviembre de 2018. Los impuestos y tasas podrían diferir.

Riesgos asociados a los fondos:

El valor y los ingresos de los activos del fondo podrían tanto aumentar como disminuir, lo cual provocará que el valor de su inversión se reduzca o se incremente. No puede garantizarse que el fondo alcance su objetivo, y es posible que no recupere la cantidad invertida inicialmente.

Las inversiones en bonos se ven afectadas por los tipos de interés, la inflación y las calificaciones crediticias. Existe la posibilidad de que los emisores de bonos no paguen intereses o rentabilidad del capital. Todos estos supuestos pueden reducir el valor de los bonos poseídos por el fondo.

Los bonos high yield suelen entrañar un riesgo mayor que los emisores de bonos podrían no compensar mediante el pago de intereses o rentabilidad del capital.

El fondo podría utilizar derivados para beneficiarse de un incremento o una disminución previstos en el valor de un activo. Si el valor de dicho activo varía de forma imprevista, el fondo incurrirá en una pérdida. El uso de derivados por parte del fondo puede ser amplio y superar el valor de sus activos (apalancamiento). Dicho uso magnifica el volumen de las pérdidas y las ganancias, lo cual da lugar a mayores fluctuaciones en el valor del fondo.

La inversión en mercados emergentes entraña un mayor riesgo de pérdida debido a la intensificación de los riesgos políticos, fiscales, económicos, cambiarios, normativos y de liquidez, entre otros. Por tanto, podrían presentarse dificultades a la hora de comprar, vender, custodiar o valorar las inversiones en tales países.

El fondo está expuesto a diferentes divisas. Se utilizan derivados con el fin de minimizar el impacto de las variaciones de los tipos de cambio, ya que no siempre resulta posible eliminarlo.

El proceso de cobertura trata de minimizar el efecto de las fluctuaciones en los tipos de cambio sobre el rendimiento de la clase de acciones cubiertas. La cobertura también limita la capacidad para obtener ganancias de los movimientos favorables en los tipos de cambio.

Para obtener una descripción más detallada de los factores de riesgo consulte el Documento de Datos Fundamentales para el Inversor (KIID) pertinente.

Exclusivamente para inversores profesionales. Prohibida su posterior distribución. Ninguna otra persona o entidad debe utilizar la información contenida en el presente documento. M&G Investment Funds están inscritos para su distribución pública en virtud del art. 15 de la Ley 35/2003 sobre instituciones de inversión colectiva del siguiente modo: M&G (Lux) Investment Funds 1 nº de inscripción 1551. Esta información no constituye una oferta ni un ofrecimiento para la adquisición de acciones de inversión en alguno de los fondos mencionados en la presente. Las adquisiciones de un fondo deben basarse en el Folleto actual. La Escritura de Constitución, el Folleto, el Documento de Datos Fundamentales para el Inversor (KIID), el Informe de Inversión Anual o Provisional y los Estados Financieros se pueden solicitar gratuitamente al Allfunds Bank, Calle Estafeta, nº 6, Complejo Plaza de la Fuente, La Moraleja, 28109, Alcobendas, Madrid. Antes de efectuar su suscripción, debe leer el Folleto, que incluye una descripción de los riesgos de inversión relativos a estos fondos. La información que aquí se incluye no sustituye al asesoramiento financiero independiente. Promoción financiera publicada por M&G International Investments S.A. Domicilio social: 16, boulevard Royal, L-2449, Luxembourg.

Esta información se facilita únicamente para su uso personal y no sustituye al asesoramiento independiente; en ningún caso debe suministrarse a otra persona o entidad. Este sitio web está diseñado exclusivamente para su uso por parte de inversores profesionales.


El valor de los activos del fondo podrían tanto aumentar como disminuir, lo cual provocará que el valor de su inversión se reduzca o se incremente. Es posible que no recupere la cantidad invertida inicialmente.